Buenovel

Descargar el libro en la aplicación

Download
CAPITULO 4.

"Mientras camina sobre aquel sendero solitario no podía dejar de pensar en los ojos que me vieron tan fijamente, era un hombre que no había visto,por aqui pensé que era extranjero, traté de despejar su imagen de mi mente, no sabía el porqué que él invadía mis pensamientos, después de un largo camino por fin llegué a mi destino este era una construcción abandonada, parecía que sería una gran casa me imagino que alguien de mucho dinero, pero había sido abandonada a medio construir, dejando un lado esto era un lugar hermoso rodeado de árboles, y reinado por el silencio.

Este lugar lo descubrimos con Graham cuando iniciamos nuestro noviazgo, era el lugar donde siempre nos mirábamos.

Debo decirles que ese noviazgo era un secreto ante todos simplemente éramos compañeros de clases, la única que sabía de lo nuestro era Beth, casi siempre ella me cubría con mi papá, me imagino que quien lea esto sentirá la curiosidad de saber ¿por qué guardabarros nuestra relación como un hermoso secreto?

Lo decidimos así porque a pesar de ser del mismo estatus económico, la madre de Graham deseaba fervientemente que él se casara con una chica de buena familia, ella sabía que para él podría ser fácil, ya que es bien parecido, ella siempre se codeaban con chicas de buena familia para que Graham las conociera y tratara de socializar con ellas pero el siempre ignoraba los deseos de su madre , realmente esa era la razón por la que lo ocultábamos,además que nos gustaba la privacidad en nuestra relación..."

Aileana estaba sentada observando desde una ventana los árboles cuando sintió como tapaban sus ojos, ella sonrió al saber que era Graham.

__¿Por qué haces eso si sé quien eres?

Ella ríe, él quitó suavemente sus manos y se sentó a lado de Aileana.

__ Lo sé, solo me gusta...¿Qué te sucedió en el ojo?

El vio como esté lucia algo hinchado y comenzaba a tornarse de un color morado.

__ No te preocupes fue algo que pasó con Beth.

Él solo suspiró. 

__ Deben ser más cuidadosas, no debes meterte en problemas sabes que tu papá.

__ Si, lo sé.

Ella contestó con sonrojo al ver como él acercaba su mano hacia su rostro.

__ Eres hermosa.

Él se acercó hacia Aileana, cerró sus ojos y tocó los labios de ella con los suyos, a pesar de que llevarán dos años, aún al besarse sentían cosquillas en el estómago estaban realmente enamorados.

__ Feliz aniversario amor.

Él soltó al separar sus labios de los de Aileana.

__ Feliz dos años.

Él sonrió, metió su mano dentro de su bolsillo, finalmente le entregó un pañuelo rosa a Aileana.

__ Se que no es mucho...

Ella desenvolvió el pañuelo viendo la cadena con un corazón era sencillo, pero hermoso, ella sonrió...

__ Es perfecto.

Él se levantó y extendió la mano hacia ella, al levantarse Aileana él tomó la cadena para colocárselo a Aileana.

El suave roce de la mano de Graham sobre su cuello hizo que su piel se erizara.

Al el terminar de colocar la cadena, de nuevo estaba frente a ella.

__ Quiero, que todos los sepan, que tú eres mi novia, ya no quiero ocultarlo más .

__ Pero tu mamá...

__ Deberá entender, que he encontrado al amor de mi vida con la que quiero estar por siempre ella no puede imponerme nada.

__ Está bien, lo haremos.

Él besó suavemente a Aileana, la abrazó fuertemente sabía que ella debía sentir frío ya que ese lugar lo era, aunque habían acondicionado el lugar con algunas cosas no dejaba de ser lo que era ... Un lugar abandonado.

Él besó continuó haciendo que Aileana se aferrara más a él, amaba como la besaba, él comenzó a besar el cuello tan suave de ella, simplemente Aileana disfrutaba los besos de Graham, la respiración de Aileana aumentó, Graham se separó ligeramente de ella manteniendo poca distancia de los labios de Aileana.

__ No quiero que sea aquí.

Él susurró, ella solo sonrió. 

La relación de Graham y Aileana llevaba dos años de vigencia, pero no habían estado juntos en ese tiempo, él quería que fuera especial y dadas las circunstancias de su secreto se había hecho imposible, además ambos disfrutaban su amor de esa manera, tan tierna, tan lenta pero la disfrutaban.

__ Te amo" Aili" te amo demasiado.

__ Yo también te amo.

Los besos continuaron por un tiempo más.

__ Debo irme ya.

Él suspiró y asintió. 

__ vamos.

Se tomaron de las manos y caminaron hasta un punto donde después de un beso tierno se separaron.

Aileana entró a su casa casi evitando a su papá que estaba en la cocina. 

__ ¡Ailena, ya es tarde recuerda que me acompañarías! 

Alcanzo a gritar su papá al ver pasar tan rápido a su hija.

__ Sí.

Solo escuchó antes de que la puerta de la habitación se cerrará de un golpe seco.

Al entrar a su habitación se acercó aún espejo que tenía sobre un tocador, vio el ojo morado que ya tenía, pensó debía esconderlo con maquillaje aunque terminaría dando explicaciones porque semejante golpe era difícil de cubrir 

Aileana se dejó caer de espaldas en su cama observó el collar que Graham le había entregado. 

"simplemente era hermoso, quizá no era costoso, pero sé lo mucho que debió haber ahorrado para obsequiármelo, se convirtió en lo más preciado para mí..." 

Hayami aparto la vista del libro, se levantó del sofá, caminó hacia la escalera para ir a su cuarto...

Noah despertó por el ligero ruido en la habitación, al abrir sus ojos pudo ver a Hayami en su tocador.

__ ¿Pasa algo?

__ No, no es nada, solo busco algo.

__ ven a la cama es tarde.

Hayami finalmente lo vio y sonrió.

__ Si, en un momento.

Regreso su vista hacia uno de los cajones de donde sacó una pequeña caja, al abrirla vio la cadena con el corazón.

¿Será la misma? Si es así entonces... Aileana es mi abue.

Pensó Hayami mientras aún miraba la cadena en sus manos.

Se sentía confundida, ya que el nombre de su abuela era Sara, aunque no tardo en darse cuenta de que claramente no era así, que era una mentira y que la historia que no sabía de su abuela estaba escrita en esas paginas sintió más temor de leer aquel libro...

Capítulo siguiente