Buenovel

Descargar el libro en la aplicación

Download
Capítulo 20

Giovanni no recordaba muy bien en que momento había terminado con un bebé en los brazos. Con Mia nunca nada sucedía a la velocidad común y lo peor es que nunca tenías idea de que era lo que iba a suceder. Era como si se tratara un torbellino.

Estaba seguro que si ella no le habría dicho que tenía una cita no se habría sentido tan ansioso por salir a ver qué estaba pasando. Había querido comprobar que Mia estaba bien y lo más importante, si estaba sola. Jamás se la habría ocurrido pensar que el Taddeo del que había hablado era el mismo que el hijo de su vecina. Saberlo le habría ahorrado algunos dolores de cabeza.

Taddeo balbuceó algo mientras aplaudía en su rostro sacándolo de sus pensamientos. Cuando lo miró, él se soltó a reír. Al igual que Mia parecía no sentirse intimidado por él, por el contrario, l