Buenovel

Descargar el libro en la aplicación

Download
Capítulo 60

¿Quién puede dormir con una amenaza clara sobre sus hombros? Nadie, por supuesto.

No he podido pegar un solo ojo y ya es media mañana. De lo único que estoy pendiente es de un ataque sorpresa y de mi teléfono; esperando noticias de mi familia. Sé que no han llegado aún, el viaje es largo. Veintitrés horas, más o menos, pero ha sido una de mis mejores decisiones.

—Lana, tenemos un problema. —Levanto la mirada hacia James. Lo miro de forma inquisitiva—. Nuestro asentamiento en Italia ha sido desmantelado.

—Era de esperase —suspiro. Me acerco a la ventana de la sala de estar. Desde aquí puedo ver las puertas de la casa, todo extrañamente tranquilo—. ¿Sobrevivió alguien?

—Muchos huyeron, pero Petrov y su familia fueron asesinados.

Aprieto mis labios. Todo esto es mi culpa.

—Mantenme informada de