Buenovel

Descargar el libro en la aplicación

Download
Capítulo 43. Retirada

Perla entró en su moto por el sendero de piedra, los nervios la habían abandonado cuando cruzó el portón de hierro, algo dentro de ella, le decía que todo estaría bien. Pensó detenidamente en lo que le diría a Carolina, todo lo que había pasado durante estos dos años que estuvo con ella, qué si pedía lealtad, se la daría, estaba decidida a pasarse al lado de ella. Había tomado su decisión.

    

Dos hombres de seguridad le hicieron seña de que se detuviera, uno de ellos, le apuntó con el arma a cierta distancia, sabían quién era.

    

—Aquí, señorita. —Perla se detuvo, bajó una de sus piernas para equilibrarse, con ambas manos se retiró el casco, agitó su cabeza para que se acomodara su cabello que caía unos centímetros debajo de sus hombros.

    

—Buenas noches, caballeros. —uno de ellos le lanzó una mirada de advertencia, se acercó para esperar a que se terminara de bajar y poderla revis