Buenovel

Descargar el libro en la aplicación

Download
Capítulo 33: Parte 3

Marisa le echaba cortos vistazos a su teléfono cada dos minutos esperando recibir una llamada, o al menos un mensaje, de los hombres que tenían a su hija, pero no había nada en su bandeja de entrada ni en sus registros. Llevaba media hora mordiéndose las uñas y tronando los dedos con desespero, Jace ya le había pedido seis veces que parara, ella no era consciente de lo que estaba haciendo, se detenía y pasados unos cuantos minutos volvía a hacerlo, era un ciclo aparentemente

— ¿Por qué demonios no se comunican? ¿Qué clase de secuestradores no se ponen en contacto para seguir con la presión y la extorsión hacia la familia de la víctima?—