Buenovel

Descargar el libro en la aplicación

Download
*XXXII*

Aturdido.

Así se sentía.

El cuerpo le pesaba.

Notaba los brazos hormiguearle y en suspensión.

Sus piernas no le sostenían pero…

¡Estaba de pie!

Intentaba abrir los ojos pero los párpados le pesaban al igual que todo el cuerpo.

-¿Ma…Mark?-

Oyó unas pisadas retumbar en el suelo.

Sonaban huecas.

-¿Mark eres…eres tú?-

Poco a poco podía abrir los ojos hasta que lo hizo por completo…

Y le vio.

El cuerpo se le descompuso y tragó saliva.

-Tú…tú…-

-Te has equivocado en la terminación del nombre- rezongó Matt.

Dave percibía música muy a lo lejos y miró a su alrededor.

-¿Dónde me has traído?- se asustó al verse encadenado que no atado a unas cadenas q