Buenovel

Descargar el libro en la aplicación

Download
Capítulo 65
Kiyan se mantuvo en silencio durante el viaje, principalmente porque estaba intentando encontrar la mejor explicación para tener con el a una de las bestias de Ryoichi, que lo había llevado sin pensarlo demasiado, había decidió ayudarlo y por supuesto, lo había desatado después de unos minutos porque no creía que fuera buena idea mantenerlo atado si no tenía intenciones de atacar, además de haberle pasado una sudadera por lo rasgada que estaba su ropa y ahora aló tenía cerca de él como si fuera un cachorro agradecido de haber sido salvado. Todo era bastante bizarro y encontrar las palabras adecuadas para explicarlo lo era aún más. Sólo esperaba que pudieran entender que lo había hecho con la intención de sacarle información, no porque fuera un pequeño lobo indefenso en ese estado y sintiera que debía protegerlo como a cualquier otro lobo, especialmente si el lobo parecía ser demasiado joven como para cuidarse a si mismo. Claro, sabía que el chico era un genocida, pero seguía siendo un