Buenovel

Descargar el libro en la aplicación

Download
48

P.V Iván.

Estacionó el auto y bajo con una enorme sonrisa de mi rostro, me doy la vuelta y le abro la puerta a Abigail, quien toma mi mano mostrando esa enorme y bella sonrisa

—Gracias

Me dice mientras yo la tomo de la mano y sin soltarla comienzo a caminar en dirección a la casa, pero antes de entrar me detengo y le doy un corto beso en sus labios.

A lo que ella solo me da una divertida sonrisa.

Entramos a la casa y en cuanto entramos Michelle corre hasta nosotros, y de inmediato Abigail suelta mi mano.

—Hasta que llegan

Nos dice Michelle mirándonos con los brazos cruzados,

—Lo siento, por la lluvia no podíamos regresar antes.

Le digo pero ella nos ve con esa mirada incrédula, como si sospechara algo de lo qué pasó ahí afuera.

—Como sea, pero es mejor que corran para que celebren con nosotros

Dice y prácticamente